viernes, 18 de junio de 2010

El espiritu franciscano de Asis



 Cualquiera de vosotros que no deje cuanto posee,no puede ser mi discipulo (Lc 14,33)